Páginas vistas en total

domingo, 11 de septiembre de 2016

CALIFORNIA CONVIERTE EN LEY SU NUEVO PLAN PARA COMBATIR EL CAMBIO CLIMÁTICO.


El estado se fijó el objetivo de que sus emisiones en 2030 sean un 40% inferiores a las del año 1990.



El gobernador de California, Jerry Brown, firma la ley SB 32.
El gobernador de California, Jerry Brown, firma la ley SB 32.


California convirtió este jueves en ley una medida que obligará al estado a emitir en 2030 al menos un 40% menos de gases de efecto invernadero que en 1990, según recoge la iniciativa legislativa SB 32 que fue rubricada por el gobernador Jerry Brown en una ceremonia realizada en Los Ángeles.

Esta decisión sitúa a California a la vanguardia de los compromisos para rebajar la emisión de contaminantes a la atmósfera en el marco de los acuerdos internacionales para combatir el incremento de la temperatura del planeta asociada al cambio climático.

“El cambio climático es real, y sabiendo esto, California está tomando medidas”, comentó Brown en el evento.
Este estado, el más rico de EEUU, es responsable de la emisión de alrededor de un 1% de los gases de efecto invernadero que anualmente se vierten a la atmósfera, según datos oficiales. China y EEUU son los dos países que más contaminan en el planeta y recientemente sus líderes acordaron ratificar el acuerdo de la Cumbre del Clima de París celebrada en diciembre de 2015.

Las naciones firmantes de ese acuerdo climático se proponen trabajar para limitar el aumento de la temperatura de la Tierra a un máximo de dos grados centígrados (35,6 grados Fahrenheit) con respecto a niveles preindustriales.

El paso dado por California, el más ambicioso de Norteamérica, según fuentes de la Oficina del Gobernador, supone una extensión del compromiso ya vigente en este estado que va por el buen camino para cumplir su meta de reducir sus emisiones a niveles de 1990 para el año 2020, algo a lo que accedió en 2006.

Las petroleras y el sector agrícola, las industrias que podrían resultar las más perjudicadas por la nueva medida, se opusieron a su desarrollo en el Senado y la Asamblea estatal por considerar que podría perjudicar la economía y la disponibilidad de puestos de trabajo.

La ley SB 32 extiende el plan de reducción de gases contaminantes hasta 2030 y establece unos objetivos más restrictivos. Situar las emisiones en un 40% por debajo de 1990. California pertenece al grupo de territorios que conforman el Under2Coalition cuya meta última es que para el año 2050 las emisiones sean entre un 80 y un 95% inferiores a las de 1990.

La SB 32 es la versión legislativa de una orden ejecutiva que Brown firmó en 2015 y que establecía los mismos objetivos.
Ese mismo año, California aprobó la ley 350 por la que el estado va a tener que duplicar la tasa de ahorro energético y generar la mitad de la electricidad que necesita a partir de fuentes renovables en 2030.

La lista de compromisos climáticos de California incluye que en los próximos 15 años un 50% de los vehículos que circulan por sus carreteras usen un combustible diferente al hidrocarburo.

Esta jornada Brown rubricó igualmente la ley AB 197 por la que se establece un comité legislativo que supervisará las acciones que toma el estado para cumplir con sus objetivos de reducción de emisión de gases de forma transparente.

FUENTE: Univisión  Noticias, 9 / septiembre / 2016

No hay comentarios:

Publicar un comentario